El método Montessori ayuda a desarrollar niños autónomos, independientes, responsables, capaces de pensar por sí mismos y felices. El objetivo principal de esta corriente educativa es permitir que cada niño pueda convertirse en la mejor persona que puede ser.

Debe propiciar 5 cosas: Autonomía, libertad, pertenencia, belleza y práctico.

El baño es una de las partes de Vida práctica es Cuidado de si mismos y esto incluye todas las actividades de higiene, que lógicamente, se hacen en el baño. Es por eso que os recomiendo tener el baño adaptado para los peques.

¿Por qué es importante fomentar la autonomía del niño?

 -Les ayuda a sentirse realizados, motivados

-Les anima a seguir adquiriendo destrezas

-Les prepara para afrontar situaciones de forma independiente
-Ayuda a forjar y definir su propia personalidad…

¿En qué aspectos  puedo fomentar la autonomía del niño?

 -El sueño

-La comida
-El juego
-La higiene

¿Cómo fomentar la autonomía del niño en el área del baño?

1-RUTINAS: La higiene es algo rutinario, así que para fomentar la autonomía del niño en este área es importante crear rutinas, las rutinas crean el hábito. No hay que seguir horarios estrictos pero sí unas pautas. Que el peque SIEMPRE antes de comer se lave las manos. Que la hora del baño sea siempre antes de acostarse, o al levantarse…  Las rutinas permiten al niño anticiparse y saber qué va después.

2-EL EJEMPLO:Otro punto fundamental es el ejemplo; El niño absorbe todo lo que ve. Si tu nunca te lavas las manos antes de comer, es posible que él aprenda a lavárselas, pero será mucho más fácil si en casa hay unos hábitos adquiridos y un ejemplo en el que fijarse.

3-AMBIENTE PREPARADO: Un ambiente que fomente y facilite su autonomía. Que le permita hacer las cosas por sí mismo, sin ayuda.

  • DUCHAS: 
Lo primero que tenemos que tener en cuenta es que la ducha/bañera tenga un buen acceso. En el caso de la ducha puedes dejar la mampara abierta.  Si es bañera. podemos tener un escalón antideslizante en el baño que el peque pueda usar para meterse dentro.
Una vez dentro vamos a tratar de tener jabones de fácil apertura o con dispensador para que él mismo pueda aplicárselos. Enseña al peque cómo abrir el jabón y como aplicarlo, puedes bañarte con él para que se fije. Les encanta imitar.

Escribe un comentario